Blog de chocoleta Idea guardada 7 veces
La valoración media de 1 personas es: Excelente

Recordatorios de Comunión

Detalles personales en un día muy especial

La Primera Comunión es todo un acontecimiento en la niñez de nuestros hijos, y las amantes de las manualidades dejan constancia de su cariño y su destreza en los detalles más apreciados. Ahora la tendencia es confeccionar nosotras mismas los recuerdos, y buscamos tiempo para elaborar también las sorpresitas que el pequeño regalará a los invitados.

 

Hay un sinfín de posibilidades, desde florecillas con pasta de papel hasta un cofrecito pintado a mano donde guardar los obsequios. Tenemos tantas opciones, que resulta difícil decidir cuál será la más acertada. Y la respuesta es muy sencilla: cualquiera que abordemos con el mayor cariño será la mejor de todas, vamos a triunfar con lo que hagamos. !Manos a la obra, pues!

 

 

 

 

 

Mariflori hizo unos recuerdos encantadores, recurriendo a una de sus exitosas combinaciones: punto de cruz y adorno en papel. Para fijar el botón donde va colgado el retrato del osito utilizó primero un adhesivo extra fuerte, y finalmente se decidió por cinta adhesiva de doble cara, que pega por los dos lados. El continuo acierto en los detalles otorga a este recordatorio una especial calidad

A Lydiab le gusta regalar en las comuniones un delicioso detalle, muy en su línea. Se trata de cajitas blancas, que ella personaliza con dibujos en la tapa: un gracioso motivo infantil acompaña el nombre del propietario.

Estas cajitas imitan a la perfección los libritos de Primera Comunión, gracias a la habilidad de Angee. Los materiales que ha empleado son cartón, cola blanca, papel de cocina, cinta dorada y papel crepe dorado. La imagen para decorar la tapa la buscó en Internet. Después de hacer con cartón las dos partes del libro, es decir, la caja y la tapa, se adorna con textura mediante papel de servilleta, simulando las hojas en el canto, y ya sólo falta poner la cinta y completar la tapa con el rótulo y una imagen pegada.

No negaremos que a nosotras también nos ilusiona preparar esos detalles, imaginando la cara que pondrán nuestros hijos. El recordatorio más apropiado es un álbum donde plasmar las vivencias del día. Podemos confeccionarlo en el típico papel vegetal, con puntadas de hilo, forrándolo en tela o en un maravilloso papel especial que hayamos escogido. ¡Hay muchas opciones! Dalugado encontró que el librito de Primera Comunión de su niño era un poco insípido, de modo que lo adornó con gran acierto mediante el bordado en punto de cruz.

TeresaRP tiene pensado hacer biznagas, un adorno de flores que ha aprendido a confeccionar recientemente. Según nos cuenta, es típico de Málaga, y se confecciona ensartando jazmines por los tallos, agrupándolos de forma que parezcan inflorescencias.

Lluvia-74 ha tenido una original inspiración: además de asumir los regalos y otros menesteres para la Comunión de su hijo, ha pintado el pañuelo que llevará ese día. “No me gustaban los bordados, y pensé en pintarlo yo, no me podía imaginar lo chulo y fino que iba a quedar”. Las foreras corroboran con entusiasmo su apreciación.

Curraev ha hecho un juego de álbumes de fotos y cajas para guardar los recordatorios de la primera comunión de su hijo, “así no se pierden y no acaban arrugados por los cajones”. Su técnica predilecta para estos recuerdos es el cartonaje, que nos permite realizar prácticamente todo lo que nos apetezca con un material tan asequible como el cartón, explica nuestra forera.

Los materiales básicos que necesitaremos para el cartonnage son cartón gris, papeles decorados, telas de encuadernación y cola blanca, señala Curraev. Según ella, las cajas son lo más complicado de trabajar. La que vemos en la imagen está hecha a medida, y el orden de la tarea es primero cortar el cartón, después montar la caja y después forrarla. “No es decoupage, sino que se hace de manera parecida a cuando forramos un libro”, aclara la artista.

Jaiko es una enamorada del papel, material al que saca maravilloso partido en las técnicas más diversas. Naturalmente, cuando llegó la Primera Comunión de su niña, la encantadora Eider, nuestra forera decidió realizar las estampas de invitación. Acostumbrada a hacer las felicitaciones navideñas con fotos de sus hijos, preparó una bella maquetación con la imagen de la pequeña sobre un fondo bonito, y el texto en bella caligrafía. “Es simplemente añadir elementos como un fondo que te guste, el texto, la foto, a partir de ahí es la imaginación”, afirma Jaiko. ¡Un precioso colofón para este delicado conjunto de regalos!



¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos

Relacionado

recordatorios primera comunión centros de mesa recuerdos de primera comunion ...

Manualidades Primera Comunión

Para muchas familias cristianas es tradición celebrar la Primera Comunión con una fiesta y un banquete. Es decir, hacer de éste un día especial, y para que no quede en el olvido se suelen elaborar todo tipo de recordatorios y adornos especiales. Para que los pequeños no pierdan estos recordatorios con el paso del tiempo, nuestras amigas Curraev y eycartonnage han creado con mucha imaginación unas ...