Crear y Reciclar Idea guardada 8 veces
La valoración media de 4 personas es: Excelente

Pegasos kawaii con reciclaje

En este tutorial te muestro cómo hacer unos preciosos Pegasos kawaii con materiales reciclados DIY. Esta linda manualidad sirve para crear hermosos cuadros decorar la habitación de los peques de la casa, hacer un móvil para la cuna del bebé, decorar libretas, carpetas, cuadernos, agendas, estuches para el colegio, un organizador de escritorio, decorar una mesa para un cumpleaños o bautizo… y un largo etcétera. Yo te muestro cómo hacerlo y te dejo los moldes, ya te decides para qué los quieres utilizar, es muy fácil de hacer y puedes usar las combinaciones de colores que más te gusten.



Yo hice estos 4 preciosos Pegasos de 4 colores diferentes, combinados entre sí, resaltando uno de los colores en cada uno de ellos. Los colores que escogí fueron el rosa, el morado, el verde y el azul. Me hubiese gustado que los colores fueran un poco más pasteles, sobre todo el morado, pero esos son los colores que tenía a mano de las camisetas viejas y manchadas de mis hijas.

Esta manualidad es una parte de mi próxima creación. Decidí dividirla en dos publicaciones para que el post y el vídeo tutorial no fuesen demasiad largos, pero para ver de qué se trata, vas a tener que esperar hasta la próxima publicación.

La única pista que te puedo dar es que es algo para las muñecas, así que ya me dijarás algún comentario sobre, qué crees que será? y bueno también me puedes escribir si tienes alguna duda o si te gustó el resultado.



Por si no lo sabes, te explico brevemente qué es un Pegaso: Pegaso era un caballo alado, es decir, un caballo con alas en la mitología griega. Pegaso era el caballo de Zeus, dios del Cielo y de la Tierra. Hoy podemos ver muchos personajes animados creados a partir de estas hermosas criaturas, sobre todo personajes kawaii.

Veamos ahora las medidas, los materiales que utilicé y el paso a paso de cómo hacerlos.

Plantilla con las medidas

En esta imagen puedes ver la plantilla del Pegaso, según el dibujo que hice yo misma a mano alzada, de 10 centímetros de alto por 14 de ancho aproximadamente:



Esta misma idea te puede servir para hacer un unicornio, tan sólo debes quitarle las alas y ponerle el cuerno en la cabeza a la altura de la oreja.

Materiales

Cartón delgado (caja de cereales o galletas)

Retales de telas de diferentes colores (yo reutilizaré tela de franela rosada, azul, verde y morada o lila, y tela de toalla o felpa blanca para la parte de atrás.

Fieltro blanco.

Rotuladores o marcadores de colores (los mismos de las telas y además el gris).

Pegamento o cola blanca.

Pistola de silicona.

Tijera.

Papel (para hacer los moldes, yo reutilicé papel reciclado).


Si prefieres puedes reutilizar otro tipo de materiales, yo reutilicé cartón para la base y retales de telas para los colores. Tú puedes decorarlos con goma EVA o foamy, cartulinas de colores, papeles de colores, fieltros de colores, etc.

Veamos ahora el paso a paso:

Como te comenté antes, lo primero que hice fue el diseño, boceto o dibujo del personaje. Lo dibujé primero a lápiz y cuando ya tenía el diseño con la forma y las medidas a mi gusto, le puse color para ver qué tal se ve.



Una vez que tenemos el diseño, debemos recortar las piezas que serán nuestras plantillas:

Una pieza de cartón de toda la silueta del personaje.

Una pieza de papel de la silueta del Pegaso incluidas las alas.

Una pieza de papel por cada uno de los colores en el pelo o cabello, desde los que van en la cabeza, hasta los de la espalda y la cola.


Una vez que tenemos las plantillas necesarias, empezamos a recortar todas las piezas que necesitamos en el cartón fino, yo reutilicé una caja de cereales, también sirve cualquier cartón que sea delgado. Yo reutilicé este tipo de cartón delgado porque quiero que mi personaje sea flexible, así que gracias al cartón delgado y a la tela será fácilmente manejable.

Ahora, si por el contrario, deseas hacer estos personajes para decorar otro tipo de manualidad, y necesitas que este personaje sea duro, grueso y más resistente, puedes reutilizar cartón grueso o pegar varias capas de cartón. Igualmente puedes hacerlo del tamaño que necesites ya que si deseas decorar la habitación del bebé, hacer un cuadro o cualquier otra manualidad, puedes hacerlo mucho más grande, tan sólo debes duplicar o triplicar las medidas y adaptar las piezas de las plantillas para que se vea proporcionado.

Como para esta manualidad yo voy a hacer 4 Pegasos del mismo tamaño pero de diferentes colores, necesito recortar 4 piezas de cartón iguales de la misma plantilla.

En total necesito 4 piezas de cartón con la silueta total, que forramos por detrás con la tela de toalla blanca.

4 piezas de fieltro blanco con la silueta del Pegaso, pero sólo con las alas, sin el pelo.

4 piezas de cartón con cada una de las partes del pelo.
Sería algo así:



Una vez que tenemos todas las piezas de cartón cortadas para el pelo, las vamos pegando en la tela del color elegido, pero alternando las piezas, para que cada uno de los Pegasos tenga un color protagonista diferente. Por ejemplo, si te fijas en el diseño del dibujo que hice, el tupé del pelo que van en la frente es rosado, luego el primer pelo largo de la espalda es rosado y el pelo más largo y que está en el centro de la cola, además que los cascos o puntas de las patas también serán rosadas. Esa será nuestra referencia para el resto de colores, así cada Pegaso será de un color específico.

En la siguiente imagen se puede ver las piezas que necesitamos de cada color para cada personaje:

Una pieza de cartón forrada por detrás con tela de toalla blanca.

Una pieza de fieltro blanco con la silueta del personaje con las alas, pero sin el pelo.

Las piezas de cartón para todos los trozos de pelo de cada color.


Pegamos todas las piezas de cartón a las telas de cada color y dejamos secar bien. Una vez que hayan secado, recortamos las piezas por el borde, así será más fácil de manejar la tela. Si en vez de cartón prefieres reutilizar papel, también puede quedar bien para la parte del pelo.

Luego vamos a necesitar un trocito de tela de cada color para ese espacio de pelo que se esconde detrás de las alas y para los cascos o punta de las patas. En la siguiente imagen se puede ver cuántas piezas se necesitan en total para hacer un Pegaso:



Ahora empezaremos a pegar cada una de las piezas, como si estuviéramos armando un puzle o rompecabezas. Primero pegamos la pieza de fieltro blanca en el cartón de la base, pero sólo por las patas y la barriga aproximadamente, para que podamos levantar y pegar las otras piezas de colores.

Luego vamos pegando las piezas pequeñas que van entre el lomo y que se esconde detrás de las alas, después seguimos por las piezas que son un poco redondas que van en la parte de la crin, de abajo hacia arriba, para que cada una se monte un poco encima de la otra, hasta llegar a la del tupé o la que está encima de la frente. En este punto tenemos que tener cuidado con la oreja, que dejaremos que sobresalga, para esto nos podemos ayudar con una pinza, así se verá la oreja como hacia afuera.

Después seguimos con los pelos de la crin que salen de debajo de las alas hacia arriba, pegándolas ligeramente una encima de la otra. Por último vamos pegando las piezas que forman la cola, montando por el borde una sobre otra.

Cuando estén todas las piezas de colores pegadas, terminamos de pegar la pieza de fieltro, en la parte del cuello, la cara y las alas. Solo nos falta dejar esa pieza de tela en la punta de las patas, que serán los cascos del Pegaso. A esta pieza le damos esta forma para que se vean las dos patas delanteras y las dos patas traseras.

Hacemos lo mismo con cada uno de los personajes que queramos hacer según los colores escogidos, así están quedando mis Pegasos:



Como se puede ver, cada uno de los personajes tiene un color que resalta sobre los demás.

Ahora para terminar, tan solo nos queda darle un toque de color con los rotuladores para resaltar los bordes y las formas. Usamos un color parecido pero de un tono un poco más oscuro. Repasamos con el rotulador el borde del pelo, dándole esa forma de ondas o bucles, según nuestro diseño.



Con el color gris, además de repasar el borde de toda la silueta y las patas por partida doble, dibujamos las plumas de las alas y el ojo, que en mi caso lo dibujé cerrado con dos pestañas, de esta manera me da la impresión que está sonriendo. Gracias a esta técnica conseguimos que el personaje parezca como tridimensional, con volumen.

Y así quedaron nuestros Pegasos:

El rosado:



El azul:



El morado:



El verde:



No te pierdas la próxima publicación, en la que les desvelaré para qué hice estos cuatro Pegasos, y no es porque lo haya hecho yo pero quedó espectacular!!!

Y si te gusta hacer manualidades de diferentes personajes, también puedes ver estas publicaciones de cómo hice a Lumiére y a Ding Dong del cuento de La Bella y la Bestia (Beauty and the Beast) con materiales reciclados. Cada uno de ellos tiene su propio vídeo tutorial con el paso a paso.

En el siguiente vídeo tutorial de mi canal de YouTube puedes ver el paso a paso de cómo hice los Pegasos por si quieres verlo con más detalle:

…y recuerda…

Suscríbete a mi blog y mi canal de YouTube y sígueme por las redes sociales.

#crearyreciclar



Fuente: este post proviene de Crear y Reciclar, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Cómo reutilizar el agua de la ducha

En esta publicación te explico lo que nosotros hacemos en casa para reducir el consumo de agua, es nuestro granito de arena para ayudar al planeta y al mismo tiempo ahorrar en la factura del mes, reco ...

Recomendamos