Enemy Dolls Idea guardada 0 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

8 consejos para sacarse mejores fotos a una misma

8 consejos para sacarse mejores fotos a una misma
Aunque hoy en día cuando hablas de hacerte fotos a ti misma lo primero que se nos viene a la mente es un selfie, quiero hablar de otro tipo de autorretratos. Los selfies son inmediatos y se improvisan. Selfie es coger el móvil, con la cámara normal o la frontal, alejarlo lo que dé el brazo y disparar. Pero ese tipo de fotos no nos sirven para enseñar en un blog lo que hemos cosido o lo que llevamos puesto, por ejemplo. Así que voy a hablar de otro tipo de autorretratos y los consejos con los que, después de más de un año haciéndome fotos yo sola, consigo mejores fotos. Sobre todo, en menor tiempo. ¡Y traigo tomas falsas de mis fotos!

Soy vergonzosa, y pedirle a alguien que me haga las fotos es impensable. Así que prefiero irme a un sitio apartado y luchar con la cámara a solas. Los consejos de hoy están pensados para sacar fotos decentes: no me interesa parecer más delgada, más guapa o más alta. Solamente me interesa tener unas fotos bonitas que muestren lo que quiero enseñar: lo que haya cosido.

1- Usa un equipo adecuado

Para este tipo de fotos es imprescindible usar un trípode. Además, recomiendo muchísimo usar un disparador remoto (cuestan menos de 3??? en Ebay, no se pueden poner excusas por el precio).

No es necesario usar una cámara réflex, ni mucho menos. Las cámaras compactas pueden montarse en trípode, y no creo que tengan problemas para aceptar un disparador remoto. ¿Por qué un disparador remoto y no solamente el temporizador de la cámara? Con el temporizador hay que ir cada vez a la cámara a pulsar el botón. ¡Ya bastante se tarda en hacer cada foto, como para andar dando paseos!

Con el trípode fijamos la cámara en el sitio que queramos, podemos regularle la altura e incluso la posición de la cámara. Con el disparador remoto podemos sacar series de fotos desde delante de la cámara, sin tener que caminar hacia ella, correr y volver a colocarnos.
La primera foto de esta entrada la hice el día que me puse a probar mi disparador nuevo. En una mano tengo un peluche. ¿Y en la otra? :)

2- Ve con tiempo

Para mí, una de las cosas fundamentales, es tener tiempo. Ir sin prisas, sacar todas las fotos necesarias y pasar todo el tiempo necesario montando la cámara, buscando la luz y el fondo y luego disparar y disparar es fundamental. Si vamos con prisa, ponemos la cámara en el primer sitio que encontramos, sacamos cuatro fotos con prisa y nos vamos a casa, lo más probable es que ninguna se pueda rescatar. Las cosas, hechas despacio, salen mejor.

3- Coge referencias

De hacerme las fotos a mí misma, lo más difícil es meterme dentro de la foto, y en el sitio en el que me interesa estar. Desde las primeras sesiones, que eran un desastre porque salía el fondo muy bonito y solo un cacho de mí en una esquina, aprendí a coger referencias: una marca en el suelo, un claro de hierba, un árbol, una verja... primero fijo esta referencia dentro del plano (aunque si queda fea se puede recortar después) con la cámara y más adelante la tengo en cuenta para colocarme delante de la cámara. Cantidad de fotos y tiempo que se ahorra teniendo en cuenta estos detalles.

Las primeras 5-8 fotos que saco solamente están hechas para comprobar que tengo cogidas las referencias y que donde me voy a poner de pie estaré dentro de la fotografía. Incluyen muchos paseos de delante a atrás de la cámara, pero valen la pena.

4- El enfoque

Es importante conocer la cámara y cómo enfoca para arriesgarse a perder cuántas menos fotos posibles. Es habitual estar sacando fotos pensando que está saliendo todo enfocado, y luego resulta que estaba enfocando en un punto del fondo, y no se ve nada. Para esto, no te fíes demasiado de lo que te enseñe la pantalla de la cámara: no es la primera vez que saco un montón de fotos, voy a editarlas al ordenador y resulta que la cámara estuvo enfocando en otro punto y yo salgo borrosa.

Lo mejor es fijar el enfoque en los ojos o en la cara, pero con la cámara a la altura del pecho. Intenta que no quede en un contrapicado (enfocando de abajo hacia arriba), porque no suelen favorecer lo más mínimo, y hace formas raras a la cara.

5- Cuidado con los pies

Uno de los errores más comunes al sacar retratos es olvidarse de los pies y cortarlos. ¡O sacas a la persona entera, o la cortas bien! Los tipos de planos que mejor funcionan y más comunes puedes consultarlos aquí. Personalmente, los planos que más me atraen visualmente con el plano entero (persona entera) y el plano medio (cortando por la cintura o cadera). El americano (cortando por las rodillas) en fotografía queda un poco raro.

Tiendo a cortarme los pies. Es algo que, a base de tirar fotos, terminé aprendiendo y en lo que siempre me fijo. Aunque me fijo, a veces me sigue pasando. Y sé que es algo que pasa habitualmente. Así que lo que hago es abrir mucho el plano, dejando mucho aire alrededor de la foto que realmente quiero hacer, y luego ya recortaré lo necesario al editarla. Mejor sacar de más que sacar de menos.

8 consejos para sacarse mejores fotos a una misma

¿Quién no tiene pies ni cabeza?

6- La postura: sin vergüenza

Si me hago las fotos a mí misma y no se lo pido a nadie, se puede imaginar la vergüenza que me da posar delante de la cámara. A base de probar y probar he conseguido sentirme cómoda con un par de expresiones en la cara y con un par de posturas. También he aprendido que se puede quedar bien en fotos con un par de posturas sin que parezcan forzadas o excéntricas:

-Espalda recta y hombros relajados.

-No alzar demasiado la cabeza, para evitar el efecto contrapicado.

-Dobla alguna articulación para darle un poco de movimiento a la foto y que no quede, ni sosa, ni rígida.

He recogido unas cuantas fotos con ideas para este tipo de posturas:

7 posing techniques for non models (inglés)

Imagen sin fuente con ideas para posturas de cuerpo entero

Portrait photography ideas (en inglés pero el texto no es importante)

Vavind

Algunos aconsejan hacer un rato el tonto, para soltarse y luego sacar fotos más naturales, pero a mí, personalmente, no me funciona. Pero puede ser interesante tenerlo en mente para probarlo.

7- Haz muchísimas más fotos de las necesarias

Para el blog o para enseñar bien lo que has cosido puedes necesitar cuatro o cinco fotos como máximo. Pero mi recomendación es que hagas muchas más, para poder elegir en caso de que haya alguna serie desenfocada, o alguna estés fuera de plano, o por cualquier cosa (estornudos, ojos cerrados, caras extrañas, arrugas en la ropa...) no te gusten unas cuantas. Normalmente yo uso 3-4 fotos de las que saco: son entre el 10 y el 20% de las que saco en total.

8 consejos para sacarse mejores fotos a una misma

Foto torcida y borrosa: en la pantalla salía preciosa.

8- Cuidado con las ortigas

A base de tropezarme he aprendido a tener cuidado con dónde pongo la cámara. Personalmente, tengo cuidado con las ortigas porque voy a sacarme las fotos a jardines o al monte, pero puede aplicarse a cualquier otro lugar: cuidado con piedras, agujeros en el suelo, botellas rotas, zonas resbaladizas... como dije en otros puntos, vas a pasar un tiempo sacando fotos, vas a dar paseos hasta la cámara para comprobar que estás dentro de la foto, y no vas a estar pensando en dónde pisas: si hay algo peligroso cerca, vas a caer en él. Sacando las fotos del vestido de alces me piqué con unas ortigas, mientras le sacaba las fotos a los mitones Raw Honey tenía al lado una botella rota... pero es necesario tener sentido común e intentar elegir un sitio sin incomodidades ni peligros.

Y a esto, creo que solo falta sumarle la voluntad y la práctica. Al principio parece algo muy difícil, pero poco a poco se va cogiendo soltura y resulta más fácil. Al principio se desechan muchas fotos, luego unas pocas menos, y poco a poco empezaremos a estar más cómodos delante la cámara. A mí me sigue dando vergüenza, pero ya no tiene nada que ver con mi primera vez (creo que fue con el vestido Amélie).

Así que, como todo, a practicar.

¿Sumarías algún consejo a esta lista? ¿Me he dejado algo?
.

Fuente: este post proviene de Enemy Dolls, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

DIY bola de nieve

Os dije que estaba a tope con la Navidad ya, ¿verdad? Pues esto es lo primero que hice para sacarme esas ganas de fiestas, ya que me parecía muy pronto para empezar a decorar la casa: una bola de niev ...

Qué estoy tejiendo

Hace mucho que no hago una entrada de este estilo. Qué estoy tejiendo, qué quiero hacer y qué quiero aprender luego, porque siempre hay algo nuevo que aprender. Y la verdad es que hacía tiempo que no ...

Recomendamos